Dos bodas fueron canceladas por la Comisión Federal de Electricidad

Ocurrió en Chihuahua, el encargado del salón de fiestas “Karime” conectó un “diablito” al medidor de la energía eléctrica, lo que provocó que explotara y se tuvieran que cancelar dos bodas que se realizaban en ese momento.


El hecho ocasionó que toda una colonia se quedara sin energía eléctrica y el encargado del salón aceptó su responsabilidad ya que se le hizo fácil conectarse de esa forma para tener energía eléctrica y poder programar eventos.


Al salón llegaron empleados de la Comisión Federal de Electricidad y desalojaron alrededor de 300 invitados.

88 vistas